viernes, 11 de noviembre de 2005

Abrir historial

Messengereo.

Un ex compañero de carrera me ofrece la Diners sin costo de mantención. Le exijo que me lea la letra chica. Tengo que tener una línea de crédito en el Citi. Voy incorporando a mi universo conceptos nuevos como "línea de crédito". Me dice que la otra opción es sacar cuenta corriente. Me rehúso a hacerlo. La primera razón es obvia -no tengo un maldito ingreso- y la segunda obedece a mi afán de mantenerme fuera del sistema mientras pueda. Soy una postal. Pero una postal que quiere comprar por Amazon. Una postal snob que quiere suscribirse a revistas extranjeras ocupando LanBoxs ajenas. Prometo pensarlo.

Ñaño me dice que vayamos al mall mañana. Este pueblo está revolucionado. Me cruzo en una esquina con alguien indeseado y en vez de decirme "y cómo estái, estái trabajando", me dice "mañana se abre el mall". Ya, ya, si yo también voy a ir, especialmente si hay un Burger King. Pero guardemos las proporciones. Ir a mirar zapatillas que no puedo comprar no me parece -tan- divertido. Más divertido es mirar a la gente. Me gustan las aglomeraciones. Lo que no me gusta es ser parte de una aglomeración que va hacia ninguna parte. Con mi no-direccionalidad me basta.

Le comento a Shó que estoy viendo Pasiones y que "Pasiones es un espanto". Me pregunta que entonces por qué lo veo. Le digo que me da curiosidad lo que pasa por la cabeza de quienes ven -y van- a ese programa. "Yo sé lo que les pasa: nada", me contesta, contestatario, el único grunge que queda en el 2005. Pienso que puede tener algo de razón, pero sospecho de los oneliners. Son como el Paulo Coelho de las discusiones. El dogma, la pared de cemento que impide que pase una sola gota de aire. La verdad que te rescatará del abismo y te librará de la tentación de ver qué hay más adelante de tu nariz.

Con Felipe conversamos sobre blogs. Concluímos que hay muchos bloggers escribiendo lo que no pueden o no quieren vivir. Yo mismo preferiría contar carretes extremos y éxitos laborales en vez de esta lata. Pero hay una camada de gente -pendejos, en su mayoría- que tienen la inteligencia y los medios para vivir y para conectar -módem emocional- y no lo hacen. Yo soy un adicto a internet, me permite saciar mi ansia de info, comunicarme con quienes me importan y conseguir música y material audiovisual gratis, pero ¿de verdad alguien cree que es más entretenido mirar a un monitor -aunque sea LCD- que tirarse en el pasto, pasar a mojarse con una regadora, contarle algo a alguien y ver la cara que pone, enojarse, hacer gestos raros en medio de la calle, andar en bicicleta, lo que sea? Un buen blog puede producir el mismo efecto de una buena película o un buen libro. Uno malo pero entretenido hace que te quedes viéndolo con cara de idiota mientras comes popcorn.

Y no le quiero hacer daño a nadie. De hecho, me gustaría hacer lo que otros han hecho por mí. Los que hicieron que me gustara escribir. Quizás sea hora de terminar ciertas cosas inconclusas. Idiota: tienes miles. Pero por algo hay que empezar. Así que, por hoy, cerrar sesión.

7 comentarios:

maca dijo...

No sé. O sea, todos los que tiene blog han escrito un post analizando el asunto. ¿Esta de moda? ¿Es un diario de vida publico? ¿Es realmente interesante lo que le pasa o puede pasar a alguien?
Yo la verdad ni siquiera me la cuestiono mucho. Si me lo empezara a tomar en serio, probablemente terminaria no escribiendo, como me pasa ahora con los cuentos. Supongo que a veces hay que escribir no mas, algo bueno saldra, no?
Eso, JP. Respecto a la entrevista, obvio, dije mas cosas y supongo mas interesantes, pero ya me da lo mismo. Supongo tambien que un poco sabia a que iba, aunque pense que al menos iba a estar bien redactada y mi apellido saldria bien. Ja, en fin.
Saludos, saludos.

vilma dijo...

pongase las pilas poh mihito

:D

AKS dijo...

Claro, quedarse encerrado mirando una pantalla y tragando info te hace perder la perspectiva. La vida está allá afuera... y los blogs no son más que otra evasión. Como la tele o cualquier otro pasatiempo.

Y si el mío produce que el lector se quede viéndolo con cara de idiota mientras come pop-corn, me doy por pagado.

Saludos!

Kiwi Merlina dijo...

No me quita el sueño. Me gusta leer los blogs porque no tienen más editor que el mismo autor.
Aveces me cago de la risa con algunos porque son muy malos, otros mejores
Creo que el internerd es la concreción de la utopía marxista. Interesante si lo piensas. Obviamente sujeto a excepciones. Hay un artículo sobre eso, espero encontrarlo para darte la dirección.
Otra cosa, es curioso el efecto mall. ¿qué tienen de interesante?. Aca en stgo hay por lo menos 20. La verdad es que me prohibí ingresar a alguno si no es necesario. No tienen diversión, hacen que la gente sea estúpida. De echo en el Alto las condes hay una tienda de delantales para nanas. Sólo para eso. ¡que mensaje más capitalista! es sublime. Lo peor es que está lleno de viejas cuicas con sus nanas comprando. ¿porqué las nanas tienen que usar uniforme?.

Kiwi Merlina dijo...

fe de erratas: Hecho, porfavor. con hache.

Pedro Pineda dijo...

la vieja del banco chile me acosa

quiere que le acepte su propuesta de línea de crédito y no sé qué más

y yo, el único ingreso que genero es el sueldo de hijo

y como tú, quiero estar lo más lejos del sistema posible

P

Anonymous dijo...

You have an outstanding good and well structured site. I enjoyed browsing through it » »