miércoles, 21 de septiembre de 2005

Misantropía

Los Angeles es un Temuco con esteroides. O a lo mejor simplemente una muestra aleatoria de "el Chile profundo". Los clichés más absurdos, de los que me he reído por años con mis amigos que los entienden como tales, los estoy viendo ahora, en dos pies y metidos dentro de pantalones Dockers, poniendo cara de entenderlo todo, o montados en una moto, haciendo brumm-brumm con la boca abierta y mirando hacia donde están todos, o viendo la Parada Militar en el living, con todos los demás hombres del "asaíto", mientras las mujeres están en la cocina lavando, conversando del curso de pintura, de las vidas de los hijos, viviendo a través de ellos, haciéndose las apestadas pero en el fondo celebrándoles las gracias a los maridos: las quebradas de vaso de pura ebriedad, las lamentaciones de milico frustrado, los balbuceos inentendibles -porque estos tipos no modulan ni por la buena onda-, las tallas del tipo a estos cabros hay que orientarlos, véngase para acá y tómese un vinito.

Son héroes frustrados. Gente tan alienada con sus trabajos aburridos pero rentables y sus vidas-modelo que tienen que armarse vías de escape. Y toman las más burdas: la pelota, las camionetas, el copete, el coraje y la sinceridad precaria que sólo aparecen tras éste. Son tipos que tienen hijos para que alguien los admire, tipos que admiraron a sus padres y reprodujeron sus pautas de comportamiento, provocando de paso que el tiempo no avance y que el concepto de evolución sea agrandar la piscina. Que no paran de hacer cosas para no tener que detenerse en pensar. Que se casan con minas que, con el paso de los años, se convierten en gomeros buena onda, en presidentas del curso de los niños, en seres idénticos a sus madres, que a su vez se propusieron ser idénticas a las de ellas.

Y son felices así. No conocen nada más y está bien, no lo necesitan. Meten sus malos deseos en un saco y lo tiran lejos. O a lo mejor son realmente buenos tipos y tienen su esquema tan armado que cualquier elemento no deseado rebota. No se quedan callados porque nada les es inentendible ni ajeno. Viven en las afueras de la ciudad porque ésta les resulta, si no contaminada, en peligro de. En su terreno son los fanfarrones enternecedores que necesitan ser. Pueden sentirse fundadores de algo, pueden rebelarse un poco siquiera. Pueden seguir creyendo que todo está bien mientras nadie les cambie las reglas, mientras todo lo malo, todo lo raro, todo lo loco, siga estando bien lejos.

7 comentarios:

MaGaStYLe dijo...

q BUENO EL POST...TODA LA RAZON ESPERO NO TERMINAR EN ESO ,AUNQUE INVARIABLEMENTE MÁS DEL 80 PORCIENTO TERMINARA EN ESO, PARA BIEN O PARA MAL, COMO SEA, ESPERO NO QUEDARME ATRAS .

X Q LA VIDA NO ESPERA A NADIE!!!

lau.

Anonymous dijo...

Curioso, este relato me recuerda a alguien que conozco que desearía ser cuico para tener una viña. Quizás esta persona desea ser como los descritos en el texto.

JP dijo...

Curioso, el comment anterior me recuerda a alguien que conozco que acostumbra no firmar los artículos que escribe, sin hacerse cargo de sus opiniones y creencias. Tirando la piedra y escondiendo la mano. Parece que eso también corre para los comments de blog. Quizás esta persona está demasiado preocupada de lo que opinen de él los descritos en el texto, los no descritos y todos los demás.

maca dijo...

Hace un par de meses fui al cumpleaños 40 de mi hermano, y estaba lleno de ese tipo de mujer que tiene como high de la semana haberle comprado equipo de esqui a los niños y el tipo de hombre que desearia todavia tener 20 años para seguir haciendo lo mismo que hace ahora - mirar futbol, juntarse con sus amigos del club de toby, y discutir el cuero de alguna modelo - pero con la libertad de poder tirarse a cualquier "mina" que puedan para despues contarle a los amigos.
Anyway. Así no es. Lo importante es saber que la vida no es una cosa lineal y que "eso" no es un futuro. Es solo una opción mediocre.
Saludos

AndreaQ dijo...

Gracias por visitar mi bloggg

encuentro tremend eso de la vida de la mujer adulta , lavando la loza ...... y los hombres ebrios en el living !!!!!! tipica vida provinciana , casi un conteo regresivo al propio funeral, esa imagen , la tengo en mis pupilas un Horror.


Salu2

AKS dijo...

Preciso, contundente. Nada que agregar.

Pensar que quienes no tienen esa vida aspiran a ella. Tan baratos son nuestros sueños?

Saludos.

Anonymous dijo...

Keep up the good work
» »